Aitzol Atutxa

Instalado en la cúspide como uno de los grandes

:: JUAN PABLO MARTÍN

El pasado mes de octubre igualó la marca de dos grandes aizkolaris como Arria II y Astibia al sumar su cuarta txapela consecutiva en el campeonato de Euskadi absoluto. Aitzol Atutxa está instalado en la cumbre de este deporte a sus 29 años. La que fuera gran esperanza vizcaína hace unas temporadas ha explotado y se ha convertido en el referente con mayúsculas de la modalidad. Cualidades le sobran.


Su último título autonómico fue el más sufrido de los cuatro porque el joven navarro Iker Vicente viene pegando fuerte, pero el de Dima supo gestionar bien su esfuerzo, y su veteranía fue un grado. El vizcaíno ratificó su dominio dentro de esta disciplina al llevarse el torneo Aizkolari de Oro y al sumar su tercer entorchado en el prestigioso campeonato Urrezko Aizkora de San Sebastián. En la reciente feria de Santo Tomás celebrada en la capital vizcaína se hizo con el undécimo título provincial. Suma y sigue.